sábado, julio 19, 2008

Buenas noticias desde Pyongyang


Aunque la burbuja especuladora inmobiliaria parece haber llegado a su fin, en Corea del Norte se ha desenterrado la hormigonera y la grúa para intentar terminar el hotel Ryugyong. El Ryugyong podría abrir sus puertas en breve, tras estar más de veinte años paradas las obras de construcción.

Las obras comenzaron en 1987, con Kim Il-sung todavía en vida. Cinco años más tarde, tras gastarse el 2% del PIB del país, la estructura quedó a medio terminar y el proyecto congelado de forma indefinida.

Finalmente, un conglomerado egipcio se ha hecho cargo de finalizar el hotel. Los trabajadores empezaron a apuntalar los últimos pisos en abril, y a estas alturas han comenzado a colocar paneles de cristal en la fachada. En lugar de la grúa, pronto se levantará una antena de telecomunicaciones, lo que parece explicar la presencia de Orascom en el proyecto, que operará una red de telefonía inalámbrica en Corea del Norte.

No se sabe cuál será la utilidad del edificio, si será un hotel o no, ni tampoco cuál es el presupuesto del proyecto, aunque se habla de cifras entre los 300 y 2.000 millones de dólares.

Para saber más: Aquí

Etiquetas:

3 Comments:

Anonymous Anónimo said...

tiene más gracia sin terminar, perderá su esencia

6:29 p. m.  
Anonymous mary poppins apm said...

nueva versión

6:46 p. m.  
Anonymous do you like my body? said...

Nya gent pa tot

8:20 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home